7/17/2009

Entrevista en Infonomia

Más de una vez he comentado en este blog acerca de la iniciativa Infonomia de Alfons Cornella. Desde 2002, cuando mi antiguo compañero Óscar Garrido me habló de ello por primera vez, Infonomia siempre ha tenido unos minutos de mi tiempo a la semana para ver "qué se está gestando" en la innovación española.

Hace unos días me ofrecieron la posibilidad de ser entrevistado vía correo electrónico como "Infonomista Destacado" para aparecer en su nuevo blog de "Personas Fuerza". Ahora lo han publicado, y os paso el enlace de mi entrevista en particular, y del blog de Personas Fuerza en general. Me enrollo un poco (y eso que pensaba que mi respuesta era corta ;) ), pero creo que no ha quedado mal.

Además, a partir de septiembre empezaré a colaborar en su blog de Exploradores. Ya os contaré en detalle "ezo ké é'" ;)

Actualización (20 de Julio): como para poder ver la entrevista hace falta subscribirse a Infonomia, y por petición popular (de mi amigo Jesús, vamos ;) ), la pongo aquí.

Fecha de incorporación a la Red de Infonomia: En el 2002, recomendado por un gran profesional y compañero.

¿En qué tipo de proyectos está trabajando actualmente?

En muchos y diversos. De manera general, mi responsabilidad principal en la empresa como director de preventa y responsable de gestión de producto es la de conseguir que tanto Denodo como sus departamentos técnicos alcancen un nivel de excelencia en el servicio a sus clientes, y que el producto que ofrecemos alcance las expectativas esperadas (¡tanto por los clientes como por nosotros mismos!); qué puedo decir, creo que tenemos un nivel muy alto, pero todavía se puede mejorar. Ahora estamos inmersos en diferentes proyectos con grandes empresas tanto americanas como españolas, relacionadas con la integración de información en tiempo real y la automatización de procesos web, principalmente en las áreas de Telco, Finanzas, Business Services, empresas Farmacéuticas y Administración Pública. Cada uno de ellos es un nuevo reto para el producto y para nosotros, y exige una gran capacidad de comunicación y entendimiento con el cliente, un gran nivel de trabajo en equipo interno, y un producto con un nivel y acabado competitivo internacionalmente.

Personalmente, estoy colaborando en diversos proyectos relacionados con las áreas de Creatividad e Innovación de Producto. El año pasado tuve la oportunidad de trabajar en la oficina de Denodo en Palo Alto, y aproveché para asistir a cursos en Stanford y Berkeley. Ambas experiencias “abrieron mi mente” a nuevas maneras de afrontar los desafíos y problemas. Se habla mucho de “innovación” en la actualidad pero, realmente, poca gente sabe lo que es de verdad, desde lo que significa montar una estrategia de innovación de producto, hasta la utilización adecuada de las técnicas de creatividad (de ahí la importancia de iniciativas como la vuestra). A través de cursos, de mi blog y de nuevas ideas que espero fructifiquen en los próximos meses, pretendo mostrar y poner en práctica lo que he aprendido en estos años.

¿Cuáles son los retos profesionales a los que se está enfrentando?

El día a día es un desafío constante, lo cual motiva y se agradece. En la actualidad, el gestionar un equipo pequeño pero muy distribuido, con una carga de trabajo muy alta, y con la obligación de trabajar de manera organizada/flexible, estratégica/eficaz y que sea capaz de tratar problemas importantes/urgentes sin bajar nunca el ritmo es mi mayor quebradero de cabeza y, al mismo tiempo, mi objetivo más firme. La gestión imaginativa de un equipo de alto rendimiento como éste me va a dar para escribir un libro ;)

Por otra parte, la Gestión de Producto es mi gran pasión junto con la Innovación. Ser capaz de comprender qué es lo que se espera de una categoría de producto concreta a partir de lo que dicen los clientes, los analistas, el mercado, tus propios compañeros, el estado del arte, y poder aplicarlo adecuadamente en un producto que sea de muy alta calidad y, al mismo tiempo, “inspire” a aquellos que lo ven (fácil de decir pero muy complicado de conseguir) es otro desafío que persigo cada día.

Y desde un punto de vista más relacionado con la investigación, ¿hacia dónde va la gestión de la información? ¿Qué será el próximo Google? ¿Será una mejora incremental de lo que ya conocemos, o un cambio brutal que nos asombre? Mi interés se centra en cómo descubrir, acceder y, si es necesario, estructurar información que ya está ahí, y cómo ayudar al usuario a combinarla adecuadamente. Aunque me cuesta, todavía intento sacar tiempo para pensar sobre estos temas ;)

¿Cómo ve el futuro del sector en el que se encuentra? ¿Cuáles son las tendencias que ve en él?

La situación económica actual impide ver el final del túnel de esta “crisis”. Pero el futuro del sector de la integración de datos y, más en general, de la gestión de la información es sin duda muy brillante, y por necesidad. Como pragmático de este mundo, los estándares sólo suelen aparecer cuando el pescado ya está vendido. Mientras, es cuando los innovadores y creadores se ocupan de resolver los problemas más acuciantes, o los que podrían serlo. Las empresas cada vez tienen más silos de información, ya sea interna o externa (sus proveedores, sus clientes, la web), ya sea estructurada o no estructurada. Pero al mismo tiempo, es más necesario que nunca el disponer de puntos de acceso a toda esa información. Desde el cliente que quiere que se le atienda correctamente cuando necesita llamar a su proveedor de telecomunicaciones, hasta los investigadores que no pueden permitirse el lujo de enterarse dos días tarde de que hay una patente nueva en su área de interés; desde la pequeña empresa que necesita automatizar sus procesos de relación con sus proveedores para poder dedicar su esfuerzo a tareas más productivas, hasta la gran empresa que no puede gastarse millones de dólares o de euros en la actualidad, y necesita soluciones “good enough”.

La tendencia clara que se observa es a una fusión de compañías especializadas en áreas concretas dentro de la gestión de la información, ya sea porque son adquiridas por los grandes del sector, como mediante compras acumulativas, para poder ofrecer al cliente una suite completa. Sin embargo, también observo esa necesidad de clientes grandes y pequeños de seguir contando con empresas y herramientas de calidad empresarial pero sin tener que sufrir al comercial que va a intentar meterte toda la suite, sino que se centrará en resolver su problema. El papel del innovador ahí es crucial para darse cuenta de la necesidad (de la necesidad REAL), pensar en una solución válida y ponerla en práctica.

¿Cómo definiría la Red de Infonomistas? ¿Qué espera de ella?

Para mí la Red de Infonomistas es un lugar de encuentro con gente afín, independientemente de la situación geográfica. De ella espero en un futuro una mayor dinamización de ese valor que existe, de cientos y cientos de personas. Que surjan discusiones, ideas, proyectos, sólo porque “estamos ahí y queremos aportar”. Creo que vuestras últimas iniciativas van por esa línea, y las aplaudo.

Si fuera vosotros, me plantearía qué puede aportar la red de Infonomistas que no pueda aportar un grupo de LinkedIn, por ejemplo. A partir de ahí seguro que surgen muchas y buenas ideas.

7/14/2009

El Pensamiento Lateral, para bien o para mal

El Pensamiento Lateral es una técnica creada por Edward De Bono para la solución de problemas de una manera creativa.

La primera vez que escuché hablar de esta técnica fue al invitar a Colin Grindley, un compañero de la universidad donde trabajaba, a impartir un par de sesiones sobre creatividad y resolución de problemas en mi asignatura de Ingeniería del Software, allá por 2002, 2003. Obviamente, me leí el libro "Pensamiento Lateral" de De Bono y con la ayuda de Colin entendí mejor cómo utilizar esta técnica "en el mundo real".

En este artículo del blog "Lateral Action", se menciona cómo algunos expertos como Robert Weisberg duda de la necesidad de pensamiento lateral para el desarrollo de la creatividad.

La técnica de De Bono me ha parecido fascinante desde el momento en que la conocí, pero sin una base sólida. Algunas de las técnicas como las analogías o la estimulación aleatoria no dejan de ser aplicaciones del rol de polinización que tiene todo innovador: aplicación de teorías no relacionadas "para ver" si encajan. De hecho, estudiando metodologías de proceso creativo, no acabo de ver dónde encajarlo adecuadamente (aunque eso puede ser, sencillamente, que no he buscado lo suficiente). Parece, en mi opinión, tener más sentido en las fases de resolución del problema -aunque en ese momento, si todo ha ido bien, la aplicación de técnicas más organizadas, como las técnicas de separación de Altshuller, o los patrones de innovación de Goldenberg y Mazursky suelen ser más directas y efectivas, aunque la polinización puede funcionar bien en algunas ocasiones- y de encontrar el problema -donde se utilizan diversas técnicas de tormentas de ideas, y donde el proceso de polinización puede ser interesante también-.